La deuda de las familias se reduce hasta su nivel más bajo desde mediados de 2006

02/02/2018 | Europa Press

 

La deuda de las familias bajó un 1,2% el año pasado, hasta los 704.390 millones de euros, lo que supone 8.437 millones de euros menos que el cierre de 2016 y su nivel más bajo desde mayo del año 2006, según los datos publicados este jueves por el Banco de España.

Esta disminución se produce después de que la deuda de las familias se redujese en 7.308 millones de euros respecto al mes anterior, con una caída mensual del 1%.

Con todo, el endeudamiento de los hogares continuó en 2017 en niveles previos al inicio de la crisis económica, que ha llevado a las familias a ir reduciendo paulatinamente los préstamos contraídos, gracias también a la caída de los tipos de interés y al abaratamiento de los créditos.

El descenso de la deuda de las familias en el último mes del año 2017 se debe al retroceso de los préstamos destinados a la compra de vivienda y al consumo de los hogares.

En concreto, los préstamos para adquisición de vivienda alcanzaron los 528.600 millones de euros. En comparación con diciembre de 2016, estos créditos cayeron un 2,9% y en relación a noviembre, registraron un descenso del 0,1%.

A pesar del descenso de la inversión de los hogares en vivienda durante los últimos años, el importe que las familias destinan a su hogar sigue ocupando la mayor parte de su endeudamiento, ya que supone el 75% del mismo, algo menos que lo que representaba al cierre de 2016 (76,3%).

De su lado, los préstamos al consumo de los hogares bajaron un 3,6% respecto al mes anterior, pero se elevaron un 4,3% interanual, hasta los 175.791 millones.

Por su parte, los préstamos fuera de balance y otros préstamos transferidos alcanzaron los 6.895 millones de euros en diciembre, un 0,8% más mensual pero un 21% menos que el ejercicio anterior.

LA DEUDA DE LAS EMPRESAS BAJA UN 1,3%

Al igual que la deuda de las familias, la de las empresas se redujo un 1,3% en el ejercicio 2017, hasta los 894.131 millones de euros, tras un descenso mensual del 0,3% en diciembre.

La bajada de la deuda empresarial se explica, fundamentalmente, por la bajada de los préstamos de entidades financieras residentes, que se redujeron un 3,4% respecto a diciembre de 2016 y en tasa mensual cayeron un 0,5%, hasta los 511.234 millones de euros.

Mientras, los valores distintos de acciones bajaron en 108 millones de euros respecto a noviembre, si bien repuntaron un 7,6% a nivel interanual al situarse en 94.043 millones de euros.

Por último, los préstamos del exterior se mantuvieron en diciembre, situándose en 288.854 millones de euros, y prácticamente también a nivel interanual (+0,1%).

¿Te ha resultado interesante? ¡Compártelo!