La moneda de una libra cambia de forma

La Real Casa de la Moneda de Reino Unido (The Royal Mint) introducirá el próximo 28 de marzo una nueva moneda de una libra, que ya no será redondeada, con el objetivo de reducir el coste que generan a empresas y contribuyentes el elevado número de falsificaciones.

La Casa de la Moneda británica ha decidido sustituir la moneda de una libra tradicional, que lleva treinta años en circulación, porque es muy vulnerable ante falsificaciones sofisticadas, ya que una de cada 30 monedas de una libra es falsa.

La nueva moneda será dodecagonal – tendrá 12 lados -, su diámetro será ligeramente superior al de la actual y será más fina y ligera. Además, será más difícil de falsificar, puesto que estará fabricada en dos metales, un anillo exterior de níquel y latón y uno interior de níquel, y tendrá un holograma que cambiará del símbolo de la libra al número uno si se ve desde perspectivas diferentes.

La moneda de una libra tradicional, la redonda, será de curso legal hasta el próximo 16 de octubre, cuando los establecimientos ya no estarán obligados a aceptarla como medio de pago, aunque sí podrá ser depositada en entidades bancarias.

Fuente: Europa Press (27 febrero 2017)

¿Te ha resultado interesante? ¡Compártelo!